Pomelo

Se trata de un hibrido, producto del cruce fortuito entre el naranjo y la cimboa.

El cultivo del pomelo se realiza durante los meses de otoño hasta los inicios del invierno. Cuando los frutos maduran, tienen que ser recolectados. El pomelo es un fruto que puede ser consumido fresco, en jugo o en mermeladas, es rico en vitamina C y las variedades que presentan una pulpa rosada o rojiza son más dulces y menos ácidas que otras variedades, la más conocida es el pomelo rosado

Descripción

El pomelo, es el fruto del árbol homónimo que pertenece al género Citrus de la familia de las Rutáceas. El árbol del pomelo es poco denso en ramaje y su copa es redondeada y frondosa.

Se trata de una fruta de tamaño grande, de unos 15 cm de diámetro. Su cáscara es de un color amarillo o rosado con una seria de glándulas que exudan un aceite muy aromático.

Como el resto de cítricos, su pulpa se compone de gajos muy jugosos y según la variedad, puede ser de sabor dulce o amargo. El color de su pulpa puede variar desde el amarillo hasta el rojo intenso.

El pomelo, se trata de un hibrido, producto del cruce fortuito entre el naranjo y la cimboa.

Su origen procede de la Polinesia aunque otras fuentes lo sitúan en Jamaica y Bahamas

El cultivo del pomelo se realiza durante los meses de otoño hasta los inicios del invierno. Cuando los frutos maduran, tienen que ser recolectados, aunque se recolección tardía sirve para intensificar el sabor dulce del fruto.

El pomelo es un fruto que puede ser consumido fresco, en jugo o en mermeladas, es rico en vitamina C y las variedades que presentan una pulpa rosada o rojiza son más dulces y menos ácidas que otras variedades, la más conocida es el pomelo rosado

Su principal componente es el agua por lo que su valor calórico es muy escaso. Destacan también en su composición la vitamina C y el ácido fólico y entre los minerales, destacan el potasio y magnesio

Por sus cualidades diuréticas y depurativas, el pomelo se ha convertido en la protagonista de númerosas dietas de adelgazamiento, que recomiendan ingerir esta fruta con pulpa o beber su zumo natural de forma abundante y regular.

El pomelo se consume sobre todo fresco. A veces se prepara horneado o braseado ligeramente como aperitivo, o se combina con otras frutas y vegetales en ensalada. Su jugo se utiliza fresco o deshidratado como bebida refrescante; el vino y el vinagre obtenido del mismo es excelente.

La cáscara del pomelo es rica en pectina, por lo que se emplea en la elaboración de conservas de otras frutas.

El aceite esencial obtenido de la cáscara es rico en limoneno; obtenido por prensa o destilación, y una vez reducido su alto contenido en monoterpenos, se utiliza como saborizante para bebidas gaseosas

Abrir chat
Powered by